22/4/14

5 regalos para una mamá después del parto

9 meses de espera, en los que las hormonas nos vuelven locas.

Primero: las náuseas y el sentirse fatal, luego los cambios de humor, los antojos, el olfato hiperdesarrollado... Los cambios en el cuerpo con la barriga creciente (entre otras cosas), el dolor de espalda, el agotamiento absoluto, la alegría y la depresión...

Después: el parto, los dolores, los puntos, el cuerpo deshecho y el cansancio por no dormir.

Y teniendo en cuenta todo esto, solo se nos ocurre cuando vamos a ver al bebé y la mami, llevar un regalito para el primero ¡pobres madres sufridoras! No sabéis cómo os comprendo.

A un mes de dar a luz, y en nombre de todas las futuras madres, reclamo el derecho a que nos hagan un regalito, por pequeño que sea, para animarnos tras semejante esfuerzo. Porque creedme, las madres se lo merecen más que los bebés.

Y para ponerlo bien fácil, ahí van 5 ideas para regalar a una mamá después del parto:


1. Una mani-pedi, o lo que viene a ser un bono para irnos a hacer la manicura y pedicura. Aunque ahora por fin podamos llegarnos a los pies, mejor si nos los arregla una profesional y de paso que nos deje las manos también bien bonitas.

2. Un plato de nuestra comida preferida. Jamón, algunos tipos de quesos, patés... esto es solo un ejemplo de las cosas que no nos dejan comer en el embarazo. He de decir que yo lo del jamón ni caso (en el primer embarazo lo hice, pero el médico me dijo que si el jamón era bueno, no pasaba nada, así que no había necesidad de evitar semejante manjar), pero lo que sí echo de menos es una buena ensalada caprese, con su mozarella, tomate y albahaca ¡quiero una ya!

3. Un bonito vestido que marque cintura. Por fin la vamos a recuperar, así que basta ya de blusones anchos, leggings elásticos y vestidos saco ¡necesitamos ese momento femenino!

4. Una cena con amigas. En casa mismo, pero con el consorte haciéndose cargo de los retoños mientras su madre se relaja en compañía de sus buenas amigas y se pone al día de todo aquello que no esté relacionado con pañales, biberones y demás cosas de bebés.

5. Un buen libro. Y no de cómo educar a los hijos, qué hacer si no come bien o trucos para que duerma mejor. Una novela, que distraiga y nos haga escapar de la rutina del bebé.

Amigas y amigos del mundo, familiares y papás, hacedme caso: el regalo para el bebé está muy bien, pero ellas os agradecerán por triplicado que las tengáis en cuenta.

Ahí lo dejo... 

Imágenes: 1, 2, 3, 4, 5.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Post nuevo Post antiguo Home

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...